Una de Cantinflas

publicado el 5/06/13 por Laura Rodriguez en Editoriales Etiquetas:, , , ,

Play Una de Cantinflas

  En El Mundo veo el logo de Pdvsa y leo: “Pdvsa negocia en China formas alternas de pedir prestado”. Y uno dice, ¿formas alternas de producción? No, no. Formas alternas de pedir prestado. Pareciera que ya hemos agotado todas las posibilidades de crédito, independientemente de todo lo que debemos, y ahora hasta hay que inventarse nuevas “formas alternas de pedir prestado”.

  Otro titular que, de repente, nos puede resultar engañoso. Primera página de El Universal: “Nicaragua se prepara para aumentar las ventas a Venezuela”. Dice la nota: El Gobierno de Daniel Ortega trabaja en un plan agrícola, con todos los sectores económicos, para aumentar la producción a fin de atender la creciente demanda de países como Venezuela. Los productores de ese país analizan con las autoridades temas como financiamiento y semillas para mejorar los procesos. Entre los productos alimenticios que más vende Nicaragua a Venezuela están: caña de azúcar, lácteos, sus derivados, carne procesada, el ganado en pie y las caraotas.

  Nosotros producíamos todo esto, en algunos casos, inclusive, algunos de estos productos los exportábamos. Ahora resulta que Nicaragua se prepara para incrementar sus ventas. Hay progreso en Nicaragua porque va a entrarle más dinero por Venezuela y Venezuela cada día peor. Fíjense lo desoladores que pueden resultar estos dos titulares. Por un lado Pdvsa negocia con China a ver de qué otra manera te puedo seguir pidiendo prestado y Nicaragua se prepara para aumentar su producción. Nosotros pasamos entonces cada vez más a ser el país paupérrimo que ya no halla como pedir y que ya no tiene manera de producir.

  En ese cuadro es donde se da el tema de la escasez, y al lado de este viene el del racionamiento. El mismo diario El Universal hoy en primera página: “Creen que el racionamiento es inaplicable a corto plazo”. La Asociación Zuliana de Supermercados y Afines señala que el sistema para restringir venta de rubros controlados apenas está en una fase inicial y requiere de inversión para aplicarse.

  Se ha insistido en que el plan que se quiere llevar adelante en el Zulia es el modelo de la tarjeta de racionamiento cubana. Arias Cárdenas dice: “No estamos en Cuba nada, no estamos racionando, estamos evitando que se lleven los productos a Colombia (…) lo que estamos haciendo es para que en el Zulia tengamos el derecho a disfrutar de los alimentos”.

  ¡Cómo hubiera querido Cantinflas robarle la frase!

  Fíjense.  Si es cierto lo que dice Arias Cárdenas, cómo es que su compañero chavista, también gobernador de un estado fronterizo, como lo es Vielma Mora, rechace la restricción. En El Nacional leo: Mientras el gobernador del Zulia insistió en que las restricciones en la venta de alimentos básicos no significan un racionamiento, el mandatario del Táchira afirmó que no habrá limitaciones en la adquisición de los productos regulados.

  Aquí hay un elemento en la ecuación que no están considerando, o nos están mintiendo o quizá ambas cosas. Pero para Arias, él restringe porque no quiere que se lo lleven a Colombia. Nicaryd González ayer, con mucha agudeza decía: ¿Y por qué no se revisa entonces la frontera? ¿Por qué tiene que pagar la señora que es madre de cinco hijos y que sólo puede comprar un paquete de Harina Pan? En el dato de la capta huella no se especifica si ella tiene cinco o no tiene hijos. Pero lo cierto es que ella debe comprar más de un paquete para poder alimentar a toda su familia.

  Ninguno de esos datos se da y pagan justos por pecadores. Todo según el criterio de Arias Cárdenas. Ahora, ¿esto no tiene que ver con la escasez? ¿La escasez a la larga no tiene que ver también con todo eso de las importaciones cada día crecientes? El problema es complejo y tiene muchas aristas.

  Por lo pronto, aparte de querer emular a Cantinflas, hay otro detalle que es bueno comentar de Arias Cárdenas.  Dicen que el “papachip”, como le define el Diario 2001, lo maneja y lo administra una empresa que, se insiste, es del hijo de Arias Cárdenas. ¡Qué detalle!

 



WP_Post Object
(
    [ID] => 12958
    [post_author] => 4
    [post_date] => 2013-06-05 15:59:04
    [post_date_gmt] => 2013-06-05 15:59:04
    [post_content] => [vc_separator] [mp3t play="Play" track="Una de [email protected]"] [vc_separator]

  En El Mundo veo el logo de Pdvsa y leo: “Pdvsa negocia en China formas alternas de pedir prestado”. Y uno dice, ¿formas alternas de producción? No, no. Formas alternas de pedir prestado. Pareciera que ya hemos agotado todas las posibilidades de crédito, independientemente de todo lo que debemos, y ahora hasta hay que inventarse nuevas “formas alternas de pedir prestado”.

  Otro titular que, de repente, nos puede resultar engañoso. Primera página de El Universal: “Nicaragua se prepara para aumentar las ventas a Venezuela”. Dice la nota: El Gobierno de Daniel Ortega trabaja en un plan agrícola, con todos los sectores económicos, para aumentar la producción a fin de atender la creciente demanda de países como Venezuela. Los productores de ese país analizan con las autoridades temas como financiamiento y semillas para mejorar los procesos. Entre los productos alimenticios que más vende Nicaragua a Venezuela están: caña de azúcar, lácteos, sus derivados, carne procesada, el ganado en pie y las caraotas.

  Nosotros producíamos todo esto, en algunos casos, inclusive, algunos de estos productos los exportábamos. Ahora resulta que Nicaragua se prepara para incrementar sus ventas. Hay progreso en Nicaragua porque va a entrarle más dinero por Venezuela y Venezuela cada día peor. Fíjense lo desoladores que pueden resultar estos dos titulares. Por un lado Pdvsa negocia con China a ver de qué otra manera te puedo seguir pidiendo prestado y Nicaragua se prepara para aumentar su producción. Nosotros pasamos entonces cada vez más a ser el país paupérrimo que ya no halla como pedir y que ya no tiene manera de producir.

  En ese cuadro es donde se da el tema de la escasez, y al lado de este viene el del racionamiento. El mismo diario El Universal hoy en primera página: “Creen que el racionamiento es inaplicable a corto plazo”. La Asociación Zuliana de Supermercados y Afines señala que el sistema para restringir venta de rubros controlados apenas está en una fase inicial y requiere de inversión para aplicarse.

  Se ha insistido en que el plan que se quiere llevar adelante en el Zulia es el modelo de la tarjeta de racionamiento cubana. Arias Cárdenas dice: “No estamos en Cuba nada, no estamos racionando, estamos evitando que se lleven los productos a Colombia (…) lo que estamos haciendo es para que en el Zulia tengamos el derecho a disfrutar de los alimentos”.

  ¡Cómo hubiera querido Cantinflas robarle la frase!

  Fíjense.  Si es cierto lo que dice Arias Cárdenas, cómo es que su compañero chavista, también gobernador de un estado fronterizo, como lo es Vielma Mora, rechace la restricción. En El Nacional leo: Mientras el gobernador del Zulia insistió en que las restricciones en la venta de alimentos básicos no significan un racionamiento, el mandatario del Táchira afirmó que no habrá limitaciones en la adquisición de los productos regulados.

  Aquí hay un elemento en la ecuación que no están considerando, o nos están mintiendo o quizá ambas cosas. Pero para Arias, él restringe porque no quiere que se lo lleven a Colombia. Nicaryd González ayer, con mucha agudeza decía: ¿Y por qué no se revisa entonces la frontera? ¿Por qué tiene que pagar la señora que es madre de cinco hijos y que sólo puede comprar un paquete de Harina Pan? En el dato de la capta huella no se especifica si ella tiene cinco o no tiene hijos. Pero lo cierto es que ella debe comprar más de un paquete para poder alimentar a toda su familia.

  Ninguno de esos datos se da y pagan justos por pecadores. Todo según el criterio de Arias Cárdenas. Ahora, ¿esto no tiene que ver con la escasez? ¿La escasez a la larga no tiene que ver también con todo eso de las importaciones cada día crecientes? El problema es complejo y tiene muchas aristas.

  Por lo pronto, aparte de querer emular a Cantinflas, hay otro detalle que es bueno comentar de Arias Cárdenas.  Dicen que el “papachip”, como le define el Diario 2001, lo maneja y lo administra una empresa que, se insiste, es del hijo de Arias Cárdenas. ¡Qué detalle!

  [post_title] => Una de Cantinflas [post_excerpt] => [post_status] => publish [comment_status] => open [ping_status] => closed [post_password] => [post_name] => una-de-cantinflas [to_ping] => [pinged] => [post_modified] => 2013-06-05 15:59:04 [post_modified_gmt] => 2013-06-05 15:59:04 [post_content_filtered] => [post_parent] => 0 [guid] => http://www.cesarmiguelrondon.com/?p=12958 [menu_order] => 0 [post_type] => post [post_mime_type] => [comment_count] => 5 [filter] => raw )

5 Responses to “Una de Cantinflas”


Denis Moran
5 junio, 2013 Responder

A eso es lo que nos quieren llevar esos desg……….., vivo en frontera con Colombia y veo como los principales traficantes de Combustible y Viveres son los “gloriosos militares de Vzla“ Cuando nos vamos a arre….. De verdad??????

David
5 junio, 2013 Responder

Recuerdo con indignación cuando Chavez se jactaba de que nos habias alejado del capitalsmo salvaje y estabamos blindados, que la crisis no nos iba a tocar y ahora resulta que importamos desde caña de azúcar hasta papel toilet, y sin posibilidades de ir a mejor. Ademas contamos con un fraudulento presidente que lo único que sabe es “1ra velocidad para arriba las demas hacia abajo”

Javier Alayón
5 junio, 2013 Responder

Bolivia y Nicaragua forman parte de los países que ayudarán a “la pobre ” Venezuela. Estos países pertenecen a la iniciativa que el FMI y al BM llevan adelante y se conoce como HIPC, siglas en inglés, que implica asistencia a países pobres y altamente endeudados. De hecho, Venezuela ha condonado deuda a estos países en el marco de esta iniciativa. Ahora nos auxilian…

Ricardo Faccini
5 junio, 2013 Responder

Yo te controlo lo que consumes, pero no te raciono O sea, una cantinflada. Sabemos, al igual que Arias,que racionando no se resuelve el problema, SE AGRAVA, Mientras haya racionamiento habrá “Bachaqueo”Si el Gobierno Regional controla las carreteras y la frontera ¿Cómo pasan las gandolas con alimentos? Lo que hay que hacer es PRODUCIR MÁS Y CONTROLAR CARRETERAS Y FRONTERA
Nicaryd González lo dijo perfecto ayer! Excelente periodista!

Emiro
5 junio, 2013 Responder

Y como es que hay contrabando hacia Colombia…..Si en Colombia los Supermercados y abastos estan Full pero Full de Alimentos e insumos!!!! A otro perro con ese hueso!!!

Dejar un comentario


error: Content is protected !!